Síguenos en

* Mantener ventilado el lugar donde se encuentran los gasodomésticos.
* No obstruir las rejillas de ventilación.
* Mantener siempre limpios los quemadores.
* No dejar los quemadores encendidos si no los está utilizando.
* Evitar que se derramen los alimentos sobre el quemador.
* La válvula de seguridad y las perillas siempre deben estar cerradas antes de iniciar y al finalizar la operación.
* Vigilar que las conexiones de los gasodomésticos a la red de gas estén en buenas condiciones y con abrazaderas bien apretadas.

* No colocar sustancias inflamables cerca de los gasodomésticos.
* Mantener tus gasodomésticos limpios.
* No permitir que los niños manipulen los gasodomésticos.
* Por seguridad no permitir la conversión de tus electrodomésticos a gasodomésticos.
* Seguir siempre las instrucciones y recomendaciones del fabricante.
* Los gasodomésticos deben conectarse con mangueras de alta resistencia o conectores metálicos flexibles, fabricados de acuerdo con las normas de calidad.
* Cambiar la manguera de conexión de los gasodomésticos por lo menos cada cinco años.